Los números de 2013

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2013 de este blog.

Aquí hay un extracto:

Un tren subterráneo de la ciudad de Nueva York transporta 1.200 personas. Este blog fue visto alrededor de 3.700 veces en 2013. Si fuera un tren de NY, le tomaría cerca de 3 viajes transportar tantas personas.

Haz click para ver el reporte completo.

LA HUIDA

Empezó a huir hace algunos años

Y ha huido desde entonces, sin saber que sus perseguidores ya le han olvidado.

Acosado por miradas y horrores que sólo él cree que lo acechan.

Rodeado por un mundo que no lo defendió y que ahora piensa que no vale ya ni una celda fría.

Algunos cuentan relatos pavorosos de la pobre alma que un día huyera al norte.

Huida-a29546005

Catedral

La sillería del coro

de madera desgastada.

Delante y detrás, vitrales.

vidriera 29630016bei7

El aire,

lleno de música y contenido en las notas, vibra.

El organista que ensaya

se detiene en un descanso.

Un instante de silencio

oscurece las estatuas

que observan desde lo alto.

Los visitantes susurran

abrazados a sus cámaras

(los flashes están prohibidos

y el interior está oscuro).

Es un lugar tan solemne que los niños, sin poderse contener,

estallan inevitables en risas mal sofocadas.

El coro, nogal suave

brillante a fuerza de roces

recoge en sí al que se sienta

en su sillería imponente.

La tracería ojival se abre hacia

el cielo exterior, incierto

-abertura para adentro,

hacia un cerrado universo-.

Aquí ya no hay criptas

o alguien las oculta,

y los laberintos

están escondidos.

Pero las estatuas, quietas, guiñan los ojos a veces.

El que se fija lo ve.

Mientras el agua bendita

Secándose está en las pilas.

Tras los dedos de los fieles

se esfumará en una nube

blanca

de vapor secreto.

catedral 18827507

Inocentes.2

 

 

INOCENTES

 

 

¿Cabe tanto dolor negro en un pecho tan pequeño?
Es tan grande el desamor.
Tan inmenso el abandono.
La crueldad tan infinita…

Me clavan saetas con sus ojos limpios.
Sufre el animal, el niño…
Su inocencia es el peaje que pagan ante el malvado.
P. Monedero-Fleming

¿Cabe tanto dolor negro en un pecho tan pequeño?
Es tan grande el desamor.
Tan inmenso el abandono.
La crueldad tan infinita…

Me clavan saetas con sus ojos limpios.
Sufre el animal, el niño…
Su inocencia es el peaje que pagan ante el malvado.
P. Monedero-Fleming

Vainas Negras- Pilar Monedero-Fleming @MonederoFleming

20080430155812-arbol22 nino_triste1Vainas negras se desgranan lentamente bajo la bruma que esconde una fiebre plutoniana. Y, no por casualidad, los niños tristes de siempre se perdieron en el juego. Esa partida amañada acabó con ellos convertidos en ceniza y en huesos ennegrecidos. El álamo triste, pelado, con otros árboles muertos, carcomida leña seca, reclama el rezo de sus responsos. Ardió el libro amarillento que registra sus nacimientos y muertes. Un aire fantasma acompaña el luto.

Madres

MADRE

Ha subido a tender la ropa ese día de verano
Y las pinzas cantan
Como canta la ropa limpia del cesto
Qué bien huele el día entre detergente y aire
Es una danza de olores
A la que se añade el sol.

El vals de Lucía

Muchos hombres. muchos hombres

tuvo Lúcía durante su vida.

Mucha hambre, mucha hambre

pasó en su posguerra de provincias.

vals

Por qué el mundo es tan cruel con Lucía

por qué ríen ante su melancolía.

Vendieron su virgo por dinero.

Nunca volverá a a ser la misma,

la niña que baña su dolor en golosinas.

CAER AL VACÍO

Por qué tuvieron que arrancarla así

de la chabola donde vivía.

-tenía hermanos, perros, un caño

de fuente-

ahora un frigorífico viejo

un aparador y un espejo.